in

La Sedena de Cienfuegos no operó en 3 años en bastión del “H-2”

Durante los 6 años que Salvador Cienfuegos fue titular de la Sedena (dos mil doce-dos mil dieciocho), el Ejército registró menos de 0.5% de sus enfrentamientos con conjuntos delictivos en el estado de Nayarit, entidad federativa donde operaba el conjunto delincuente del H2 que, conforme las autoridades de USA, era protegido por el general.

En el sexenio de Enrique Peña Nieto los elementos de la Segregaría de la Defensa Nacional (Sedena) reportaron haber sido víctimas de agresiones en mil seiscientos ochenta y ocho ocasiones, si bien solo 8 de estas se registraron en Nayarit.

Según la petición de información 0000700299619, mandada por un ciudadano, el Ejército efectuó sus actividades con relativa calma en Nayarit, en tanto que solo reportó 3 agresiones en contra suya en dos mil trece y otras 5 entre dos mil diecisiete y dos mil dieciocho, o sea, por lo menos por 3 años (dos mil catorce, dos mil quince y dos mil dieciseis) los militares no padecieron ataques.

Los mismos documentos de la Sedena revelan que las agresiones contra el Ejército en Nayarit disminuyeron setenta y tres% en el sexenio de Peña Nieto en comparación con de Felipe Calderón.

También lee: Audiencia en Estados Unidos de Salvador Cienfuegos dura solo 5 minutos

oct17-agresionesnayarit.gif

La Administración de Control de Drogas (DEA, por sus iniciales en inglés) detuvo el jueves de noche a Cienfuegos Zepeda, a quien se le acusa por narcotráfico y lavado de dinero. El general fue mandado al Metropolitan Detention Center mientras que su proceso legal avanza.

También lee: Salvador Cienfuegos se presentó con saco, camisa y cubrebocas a su audiencia en EU

Luego de detener miles y miles de conversaciones telefónicas, las autoridades estadounidenses lograron rastros con respecto a que el exsecretario, a cambio de sobornos, se cercioró de que no hubiese operaciones militares contra el Cártel del H2; en cambio, comenzó operativos militares contra las organizaciones contrincantes de esa banda, encontró transporte marítimo para traficar drogas y asistió a que el H2 extendiese su dominio en Sinaloa. 

Los delitos que se le imputan al general habrían ocurrido de dos mil quince a dos mil diecisiete, periodo en el que los militares reportaron 2 agresiones en Nayarit en el penúltimo año de gobierno de Peña Nieto.

Presencia disminuyó

Mientras en Nayarit, las Fuerzas Armadas se sostuvieron distanciadas de agresiones, la lucha contra el narco se concentró eminentemente en Tamaulipas, donde los militares sufrieron novecientos ochenta y dos ataques entre dos mil trece y dos mil dieciocho.

Guerrero fue la segunda entidad donde el Ejército padeció más agresiones, con ciento cuarenta casos; le prosiguieron Michoacán, con 108; Sinaloa, con 103: Chihuahua, con 49; Zacatecas, con 37; Jalisco, con 36; Estado de México, con 33; Sonora, con treinta y dos, y Veracruz, con treinta y uno.

También lee: Gabinete de Peña Nieto, bajo asedio

En cambio, bajo Nayarit se hallan 8 estados que registraron menos ataques a los soldados: Oaxaca, Baja California, Noble, Chiapas, San Luis Potosí, Tabasco, Colima y Querétaro, aparte de 8 entidades donde no hubo ataques.

Menos ataques y atrapas con EPN

El conjunto del H2 estaba dirigido por Juan Francisco Patrón Sánchez, quien tenía exactamente el mismo mote que su conjunto, hasta el momento en que fue asesinado por la Marina en dos mil diecisiete.

La DEA calificó al conjunto del H2 como una banda exageradamente violenta con la capacidad de introducir a USA miles y miles de kilos de coca, heroína, metanfetamina y mariguana, con el apoyo del exsecretario de la Defensa Nacional.

La petición de información 0000700299619 revela que en la titularidad de Cienfuegos los ataques contra el Ejército en Nayarit, como las detenciones de sus atacantes, redujeron en comparación con sexenio de Calderón.

También lee: Estados Unidos acusa a Cienfuegos de trabajar para cártel

Mientras que en dos mil siete-dos mil doce los militares padecieron treinta agresiones, con Cienfuegos Zepeda solo se registraron 8 ataques. De igual forma, con Calderón el Ejército consiguió la detención de treinta y cuatro de sus atacantes y con Peña Nieto solo se efectuó la atrapa de 2. 

Fuente: El Universal

“Hemos llorado juntos”: Eduardo Capetillo confesó sus difíciles momentos junto a Biby Gaytán

¿Karen, qué le pasó a mi patita? Ilusión óptica de gatito se vuelve viral (FOTO)