in

Libertad de expresión es a prueba de balas: Ealy Lanz Duret en presentación de campaña Lápices Inmortales

Con el fin de establecer conciencia con respecto a la impunidad que rodea a la mayoría de los crímenes contra periodistas y la falta de justicia que incentiva más violencia, censura y autocensura, la Sociedad Interamericana de Prensa lanzó una campaña internacional en la que elaboró lápices impregnados con el ADN de periodistas asesinados y desaparecidos.

Mientras la 76 Asamblea General de la Sociedad Interamericana de Prensa se mostró la campaña Lápices Inmortales, que se encuentra basada en tres sucesos emblemáticos de periodistas que la SIP abraza como símbolos de batalla: Irma Flaquer, Guatemala, desaparecida en 1980; Carlos Lajud Catalán, el país, asesinado en 1993, y Alfredo Jiménez Mota, México, desaparecido en 2005.

Estos periodistas están inmortalizados en una producción de lápices que fueron elaborados por una fábrica en El Salvador y que en su grafito contienen el ADN de Irma, Carlos y Alfredo, que fue obtenido por un laboratorio en la ciudad de Miami, Florida, desde de artículos que sus familiares donaron.

“Estamos aquí para enviar un anuncio fuerte de que la impunidad en la que permanecen los crímenes de periodistas no debe ser tolerada por nadie que aspire a vivir en un pleno Estado de derecho, en una democracia.

“Hoy Irma, Carlos y Alfredo están con nosotros y su esencia debe ser el motor que nos impulse a exigir a todos los gobiernos que comprendan que la impunidad en los sucesos de periodistas asesinados sólo genera más violencia, más deceso, y que impide a los ciudadanos de nuestras naciones gozar del derecho fundamental a la libertad de expresión”, manifestó Juan Francisco Ealy Lanz Duret, presidente de la Comisión contra la Impunidad de la SIP.

“Nosotros debemos ser las voces de Irma, de Carlos y de Alfredo, porque aquellos creyeron que las lograron silenciar ignoran que la libertad de expresión es a demostración de balas, que no bastó con asesinarlos o desaparecerlos, porque hoy su ADN seguirá escribiendo”, agregó Ealy Lanz Duret, además Directivo General de EL UNIVERSAL.

Añadió: “Debemos enfrentar todos juntos para que con estos Lápices Inmortales se comiencen a escribir historias de justicia. Por estos tres periodistas, y por los más de 500 que han sido asesinados en los últimos 20 años, no podemos callar, no podemos guardar silencio, no podemos dejar de exigir justicia”.

En la presentación virtual participaron familiares de los periodistas, aquellos agradecieron el respaldo que la SIP ha entregado por décadas a estos sucesos.

Por su parte, Ricardo Trotti, directivo ejecutivo de la SIP, destacó la fuerza que los cientos de medios que forman parte de este organismo dan a la batalla contra la impunidad, con el fin de lograr que se haga justicia en cada deceso y desaparición de periodistas, sin importar que éstos hayan ocurrido décadas atrás.

Fuente: El Universal

Gobernador Murat inaugura en Oaxaca el Santuario de Gusano de Seda

“Yo pongo lo que falta”: El “Canelo” se mocha para apoyar a niños con cáncer